sábado, 7 de enero de 2012

Tyrannosaur.

Dentro de nosotros tenemos un caparazón tan duro donde nos guardamos cosas que nos hacen daño las cuales tratamos de aparentar que estamos bien cuando la realidad es otra ya que realmente estas cosas nos amargan, nos autodestruyen y nos queman por dentro convirtiéndonos en seres solitarios.


Paddy Considine a quien recordamos como actor en "In America" como el esposo de Samantha Morton toma su cortometraje "Dog altogether" para convertirlo en un largometraje (su primer y gran largometraje) y así mostrarnos como esa soledad nos hace seres autodestructivos necesitados de cariño de afectos y de amor al no poder o querer sacar de esa coraza esos fantasmas que nos matan por dentro. "Tyrannosaur" es una cinta que profundiza en eso, qué muestra el por qué de ese comportamiento, que exhibe los débiles que somos a pesar de que aparentamos ser fuertes, diserta sobre cómo dentro de lo más oscuro de nuestra alma podemos encontrar ál amor como redención.


"Tyrannosaur" es magnífica, conmovedora de esas que son vitales para partirnos el alma y el corazón, para hacernos llorar y reflexionar desde luego. El guión es magnífico tiene una historia realmente cruda y cruel pero que te invita a sumergirte dentro de la historia de los personajes, Las actuaciones son maravillosas Peter Mullan y Olivia Colman nos hacen sumergirnos en sus vidas sentir en carne propia lo que sufren, sus amarguras etc., Eddie Marsan está excelente y Samuel Bottomley el niño de la película el único con el que Peter Mullan siente empatía es genial. La dirección es estupenda, el soundtrack es muy bueno al igual que la banda sonora.

Calificación 10